ENERGÍA SOLAR:

Energía solar térmica en las casas modulares

Los sistemas de energía solar térmica utilizan los rayos solares para obtener agua caliente. Los colectores concentran y acumulan el calor del Sol y lo transmiten al fluido que se quiere calentar.

Nuestras viviendas modulares posibilitan la instalación de un circuito cerrado donde el agua de consumo no pasa directamente por los colectores solares, se utiliza un líquido anticongelante que atraviesa los tubos dentro de los colectores y se calienta por la acción de la radiación solar. El líquido caliente atraviesa el circuito hidráulico primario hasta llegar al acumulador, en el interior del cual se produce un intercambio de calor entre el circuito primario y el secundario, es decir, entre el líquido anticongelante calentado en las placas solares y el agua que vamos a usar nosotros en la casa. En caso de que el agua contenida en el acumulador no alcance la temperatura de uso deseada, entra en funcionamiento automáticamente el sistema auxiliar - caldera o resistencia eléctrica.

panel energía solar

Podrá optarse por un sistema de circulación forzada, es decir, un sistema con electrocirculador; este sistema ofrece un rendimiento superior porque el fluido anticongelante circula de manera más rápida que el agua.

Cualquiera de estos sistemas de energía solar térmica para la casa evita la emisión de hasta 4.5 toneladas de emisiones de gases nocivos para la atmósfera. El tiempo aproximado de retorno energético (tiempo necesario para ahorrar la energía empleada en fabricar el aparato) es de un año y medio aproximadamente.

ilustración explicativa energía solar